Main menu

Hay quien no se explica por qué tres décadas después del inicio del fenómeno Dragon Ball todavía existe tanta expectación por los videojuegos que aparecen. La razón es clara: muchos estamos esperando aún ese videojuego que haga verdadero honor a la licencia. Han existido algunos, y muy buenos, pero por pedir que no quede. Además, con el nuevo videojuego que va a llegar a Nintendo 3DS todo apunta a que podríamos tener suerte.

 

Si sois incondicionales de la saga sabréis a lo que nos referimos. Nos encontramos ante lo que podríamos considerar como un "reboot" de los Butoden más clásicos que aparecieron en la época de la 16 bits. Ahora en formato portátil, con efecto estereoscópico incluido y, sobre todo, una desarrolladora de renombre: Arc System Works, responsable de algunas de las mejores licencias combativas, como la reputada Guilty Gear.

 

 

 

 

Un Dragon Ball para emocionarse

Con estos prolegómenos es imposible no emocionarse. Todos los ingredientes están preparados para obtener un gran videojuego. Realmente pocas cosas podrían fallar en una producción que tiene como mayor baluarte su modo historia, el cual ya se conoce que irá desde la llegada de Raditz hasta la saga de Bu. Luego además se ha conocido que habrá otra modalidad en la que nos podremos poner en la piel de los villanos más conocidos de la serie (Freezer, Cell, Brolly...) y revivir el manganime desde su perspectiva. Todo con otra de las grandes características del programa: se presentan más de 100 personajes.

 

¿Son todos controlables? No, os lo explicamos. Para este videojuego el planteamiento es que tengamos un catálogo de luchadores controlables cercanos a la veintena, y luego un conjunto de protagonistas de apoyo pertenecientes todos al mundo Dragon Ball. Básicamente, el juego nos propone crear nuestros propios equipos, seleccionando tanto estos personajes principales como los de soporte, siempre dentro de unos límites fijados por los puntos Dragon Power que podemos usar.

 

Una fórmula sólida con profundidad combativa

Para que os hagáis una idea, para una lucha podremos tener a Goku y Gohan como principales en el mismo equipo, siendo posible intercambiarlos presionando la pantalla táctil. Luego están los secundarios, cuyo auxilio podremos invocar de la misma forma, tocándolos para que aparezcan de forma temporal y nos ayuden con sus habilidades específicas. Es decir, un planteamiento que ya habíamos visto en otros juegos de lucha, pero no tanto en los basados en Dragon Ball.

 

También se nos promete que vamos a contar con una cierta profundidad combativa, consistente en combos y la correcta gestión de la barra de Ki, sobre todo considerando la presencia de ataques "ultimate" (específicos para cada luchador). La batalla además se puede desarrollar sobre tierra o en el aire, siendo este un dato que nos hace recordar aún más las claves de identidad de la serie Butoden, las cuales parece que vamos a recuperar.

 

Todo apunta hacia una especie de simbiosis entre mecánicas pasadas y otras que responden al género de la lucha tal y como lo conocemos hoy en día, con una mayor vertiginosidad. Eso, y que en cierto sentido los gráficos también rememoran una época anterior, con sprites en lugar de los actuales modelados 3D (aunque los escenarios están realmente en tres dimensiones). Esto se acompaña por un grado de calidad y un baile de efectos que sienta muy bien a una producción de estas características.

 

Especial mención a las apariciones de los personajes de apoyo durante las partidas, que suponen el punto cómico de la obra. Cuando llamemos a Bulma, lanzará una de sus famosas cápsulas para ayudarnos. El simpático gato Korin nos dará una habichuela mágica con la que recuperar vida. Tien Shinhan nos apoyará con su ataque "tri-beam". Mister Satan hará lo que pueda con su mítico puñetazo.

 

 

Otro detalle de suma importancia es que parece que tendremos una especie de modo aventura, desarrollado a través de un mapa al estilo Super Mario Bros 3 para que nos entendamos, con diferentes misiones a superar. A medida que juguemos, ganaremos más personajes de apoyo para nuestros combates. Se ha dicho que podrían ocurrir cosas como que Goku y Bardock se encontrasen bajo esta modalidad, así que puede ser algo interesante.

 

 

Tenemos muy buenas sensaciones con el trabajo que se está haciendo, debido entre otros aspectos al elevado repertorio de decorados del que vamos a disponer, desde el tatami del torneo de artes marciales hasta Namek, la habitación del tiempo o algunos paisajes de La Tierra que aparecen en el manganime. La fidelidad es obviamente espectacular. No sabemos si lo será también en el plano sonoro, en principio no se trata de temas procedentes del anime, aunque tiempo tendremos para descubrirlo.

FacebookTwitterInstagram